viernes, 13 de octubre de 2006

Más Inventos

Miren a esta gente con atención:










Ya sé. Se están cubriendo la boca con la mano del mouse mientras piensan "¡Pobre gente! ¡Cómo sufren!"

Pero no se angustien más. Para eso el ser humano se rompe la cabeza: para ser feliz.
Entonces, con tal de poder salvarse de todo ese verde, todo ese aire puro, todo ese ensordecedor ruido a naturaleza, toda esa compañía humana, el hombre creó estos aparatos que le permiten, sin interferencia alguna:

Remar...



Correr...



Tirarse en paracaídas (???)




Y cosas que ¡sólo Dios sabe para qué sirven!




Entonces, pensando en cómo hacer para mejorar aun más este mundo divino en el que todos podemos ser cada día más felices, pensé en esa otra pobre y abandonada gente, la gente que nada.
Nada de nada.
Miren bien:



¡Tan fastidiado por el sol y los demás nadadores que no dejan de salpicar!
Inventemos ya mismo una salvación para tanto martirio:

Una cinta transportadora que sujeta al sujeto por la cintura (¡de avispa!) y se mueve hacia atrás, permitiéndole nadar a cuantos nudos su cuerpo le permita, sin avanzar ni un centímetro.

Algo así:



Y aplicado esto a su hábitat natural...
Fíjense qué paz espiritual, qué armonía, qué encuentro con su yo interior.

Si esta no es la felicidad, la felicidad, ¿dónde está?

5 comentarios:

Mariposa}:{Mística dijo...

ayyyyyy Ramiro, has dado con la solución a mi problema numero 3.
Él, nadador, Baño con bañera, cinta transportadora a su cinturita de avispita macho y zas solucionamos el problema de la natacionalidad.




beso

Absurda dijo...

quiero uno para que mis vecinos, que tienen pileta, me envidien!

Carpe diem dijo...

La felicidad es rara, no me digan que no.

Mariana dijo...

Hace un par de años el dueño de un gimnasio me dijo: tenés que venir a hacer aparatos en mi gym, a lo que yo respondí: vengo a trabajar en bicicleta, querés que haga más ejercicio?. Siguió en lo suyo y profirió..no es lo mismo!
Pues claro que no...sigo prefiriendo salir con mi bici por las calles platenses que matarme horas en un gimnasio.
(por cierto el miércoles se me pinchó la rueda trasera y aún no la arreglé)
Me fuí de tema? Espero que no.

Ramiro dijo...

Mariposa: si esa es la solución al problema número 3... no me quiero imaginar cuál es el problema númro 2... ni el uno!

absurda: algo habrán hecho

CD: no te digo (auch! lo hice)

mariana: qué lenta! el aparato es él! don't you see?