miércoles, 15 de noviembre de 2006

Buscado

En una época había muchos programas musicales, antes del cable: Videoscopio, Música Total Videos (MTV!), Estación Musical, 13/20, Johnny Allon Presenta (!!) etc.
En uno de ellos (casi seguro no era en ninguno de los que nombré) cierto día hicieron una encuesta preguntando cuál era el mejor tema de la historia del Rock Nacional. La gente por la calle respondía casi las mismas canciones que a la velocidad de la luz tu cabecita está tratando de recitar como si fuese el Preámbulo de la Constitución y Retiro. Pero uno de ellos dijo algo diferente. Algo inesperado. Algo casi ridículo, si se me permite (¿se me permite?): Bajaremos de Don Cornelio.
Mucho tiempo después la revista Rock And Pop (¿era esa o era la Pelo? ¿o era la 13/20? ¿o era el No?) le hace un reportaje a Palo Pandolfo y hablan del segundo disco de Don Cornelio (ya había perdido la Zona entre el primer disco y el segundo) y Palo (mucho más repuesto que en esos locos años de falopa tremendos que lo traían a mal) cuenta que le parece un triunfo que el disco Patria o Muerte se edite en CD, porque a no lo querían ni escuchar en la discgráfica cuando salió (en cassette). Y el mismo Palo cuenta que cierto día viendo televisión, un pible (blah blah blah, lo mismo que conté yo).
No escribo estos renglones para contarles que Palo y yo mirábamos los mismos programas de tele sino para apelar a sus contactos y tratar de, entre todos, ubicar a ese fanático delirante y por mí admirado personaje, que contestó "Bajaremos de Don Cornelio" como mejor tema de la historia del Rock Nacional de todos los tiempos. Porque desde ese día, nunca más me pareció un tema más. Siempre que lo escucho tiene un aura especial que le otorga ese título tan dudoso como indudable que le puso en esa encuesta callejera.

Y para que nos relajemos antes de salir a la calle a encontrarlo, y como si fuesemos perros sabuesos que necesitan empaparse en el aroma a buscar, escuchemos este fantástico tema.

8 comentarios:

Patto dijo...

ehm... que decir...

ES MALO.

Dracula con Tacones dijo...

Caballero, cada tanto lo leo pero nunca había opinado...

En este caso lo hago y no por el tema de Don Cornelio... sino por lo que dice al principio del post... "En una época había muchos programas musicales"... que bueno era eso!!!! usted recuerda "Sábado Taquilla"???

Nada, sólo eso...

Le mando un abrazo...

pablo dijo...

¡Don Cornelio! Ramiro, entre los Gorriones y esto vas a hacer que me pegue el viejazo... ¿Y te acordás de Cabeza de Platino?

Para mí esos temas siempre funcionaron en combo: fijate que Bajaremos y Cabeza de Platino tienen dos fuertes imágenes olfativas: "hasta donde el diablo pueda olernos", dice Bajaremos, y la puta que eso es bajar y eso es oler.

En Cabeza de Platino, lo que perturba es que "hoy encontré tu olor / fugándose en la casa". Una imagen poderosísima de la presencia de la ausencia, de una tristeza enorme...

Salud!

Pablo dijo...

(dije "imágenes olfativas" y no lo son; debí decir "relacionadas con el olfato")

Mariana dijo...

Bastante me costó encontrarte a vos que recordás estas cosas. La verdad es que este lugar es un ejercicio para la memoria en ciertos momentos.
Saludos y agradezco encontrar memoriosos que reconstruyan mi memoria.!

Ramiro dijo...

patto:
Malos son los caramelos que dejan caries, che! (ufa)

drácula con tacones:
no le voy a hacer el chiste de "una vez le hice el amor" porque me imagino que no sería el primero. Pero como me llamó Caballero, me entusiasmé. Gracias.
(y no, Sábado Taquilla justo no lo recuerdo :()

pablo:
no tengo que acordarme de Cabeza de Platino porque nunca la olvidé.
Creo que la frase esa de Bajaremos ha pasado a la historia como una especie de Top10, ¿no?

mariana:
¿te cobraron por encontrarme? ¿cuánto te costó? (¡seguro que te estafaron!)

Anónimo dijo...

Que gran banda don cornelio!!!!

Anónimo dijo...

hola, a mi me robaron con muy buen gusto el disco que traia los dos, me volvi a comprar el primero... pero patria o muerte me hace tanta falta!!!!!!
Lo tenes? lo pasas? gracias

dbufalo@hotmail.com