miércoles, 10 de enero de 2007

Timing Lingüístico (2da Parte)

Y siguiendo la linea, llegamos al córner.
La tribulación mental que dio origen a este post y que se tradujo en un preámbulo tan largo que lo tuve que cortar en dos, tiene que ver con la bicicleta.
Hoy en día hay playeras, todo terreno, etc. Antes había otra cosa.

- Asiento Banana.
- Volante Mariposa.

Me dio risa pensar en los nombres aparatosos que recibían ese asiento con respaldo (¿super banana?) y el manubrio gigantesco tipo Harley Davidson que eran el sueño del pibe.
Claro que todo eso ocurrió gracias a que a la hora de fabricar la bicicleta, ya existían las bananas y las mariposas.
Entonces mi cabecita empezó a imaginar un mundo al revés. Primero Dios creó a la bicicleta, y recién al séptimo día creó un bicho volador y un fruto curvo y amarillo. Como no tenían nombres, la gente miró a su alrededor y encontró similitudes con objetos de amplia difusión como la bicicleta en cuestión. Entonces empezaron a utilizar frases como:

"bueno, ¿quién quiere un asientito de fruta?"
"¿Vamos a cazar manubritos de colores?"
"Salió campeón en los 100 metros manubrio"
"¡No te hagas el asiento! ¿querés?"

5 comentarios:

Fodor Lobson dijo...

- Cuando uno está enamorado siente como si tuviera manubrios en la panza
- dejate de tonterías y pasame el asiento split

Lucy in the Sky dijo...

asiento não tem caroço...

Absurda dijo...

¡Pero! ¿Qué pasó? Resulta que esto no era la continuación? ¿Era lo que venía antes? Algo así nos hiciste ramiro: nos diste el manubrio antes que las mariposas, el asiento antes que la banana. Muy bueno.

microcosmos dijo...

timing lingüístico. encantóme el título. y absurda, me parece, lo subtituló.

Mariana dijo...

Ramiro me hiciste acordar a la profesora que dictaba Impuesto y Balance en mi escuela secundaria. Cuando algo no nos salía, nos miraba fijo y nos decía: " Si serás zapallito".